BLOG

01/07/2019

NORMAS DE ESTANCIA CON MASCOTAS

  1. El propietario de la mascota se hace totalmente responsable de los desperfectos que se puedan ocasionar. Cualquier daño ocasionado correrá a cargo del propietario del animal.
  2. El propietario debe presentar una tarjeta de crédito como garantía para el acceso de la mascota a la propiedad o dejar un depósito de 100€. En el caso de que los desperfectos superen esta cuantía, el cliente abonará el importe restante hasta completar los gastos ocasionados. El depósito será devuelto a la salida del cliente, una vez comprobado que no se han producido daños de ningún tipo.
  3. El tamaño de la mascota no puede superar los 15 kg. No se admiten razas consideradas peligrosas (bull terrier, dogo argentino, american stafford terrier, entre otras…).
  4. Solo se admite una mascota por habitación. El número de habitaciones que admiten mascotas es limitado. Consulte disponibilidad con el hotel.
  5. Todas las mascotas conllevan un suplemento fijo diario de 10€ si la habitación dispone de baño y 6€ si carece de este. Los perros guia no tendrán que pagar este suplemento.
  6. Las mascotas no pueden permanecer solas en las habitaciones en ningún momento, tampoco pueden acceder a zonas comunes (sala, cocina y baños). El uso de la correa es obligatorio al paso por las zonas comunes,
  7. Queda prohibido usar los baños sean comunes o privados para lavar a la mascota.
  8. El cliente deberá retirar la mascota de la habitación para  realizar las tareas de limpieza que se realizan entre las 11:30 y las 14:30h.
  9. El dueño es responsable de recoger y limpiar las necesidades fisiológicas de su mascota en todo momento.
  10. Está prohibida la utilización de ropa de cama, almohadas, toallas, etc.… para el uso de la mascota. Queda totalmente prohibido que duerma sobre las camas.
  11. El propietario debe traer consigo el espacio habitual de descanso y recipientes de comida y bebida de la mascota.
  12. Se exigirá que la mascota se encuentre en óptimas condiciones de higiene.
  13. El cliente es responsable de los ruidos que las mascotas puedan hacer y se asegurarán que las mascotas no interrumpan o afecten la tranquilidad de otros huéspedes. Si el hostel determina que la mascota afecta a otros clientes, podrá rescindir el contrato de hospedaje.
  14. El incumplimiento de cualquiera de estas normas supone la rescinsión inmediata del contrato de hospedaje sin derecho a reclamación  ni indemnización alguna por parte del cliente.